Educar desde el amor

adminBLOG, DESTACADAS

Este año he tenido la oportunidad de comenzar a trabajar en el Proyecto Socioeducativo de Paseo de Extremadura. Después de siete años de monitor en el CJ La Balsa en Estrecho, cada vez soy más consciente de la gran labor educativa que se hace desde los salesianos y, lo mejor de todo, de lo profesionales que son en su trabajo en todos sus ámbitos.

Tras mi formación académica como psicólogo educativo, sigo sosteniendo que la mejor forma de educar es hacerlo desde el amor. Preocuparte por los niños y niñas, quererles aunque a veces sean difíciles, aportar tu granito de arena para conseguir que tengan una vida mejor, conseguir que se superen un poquito, aceptar que te critiquen cuando les regañas, descubrir que tienen todo un mundo dentro,… intentar hacerles un poco más felices.

A veces no es un trabajo bonito. Cuando pensabas que todo iba bien, cuando veías que todo iba por buen camino… ¡pum! Recaída, vuelve a pasar algo que nos hace dar dos pasitos para atrás. Pero merece la pena seguir luchando. Porque, para ellos, es una gran oportunidad poder estar aquí y crecer en los valores que les proponemos y, para nosotros, es una suerte poder verles crecer y seguir creciendo a su lado. Seguiremos creciendo y ellos recordarán y valorarán nuestra labor porque, en el fondo, sabrán que son lo que son, en parte, gracias a nuestro esfuerzo y a nuestro cariño.

 

Jose Manuel, educador en el Proyecto Socioeducativo Pinardi-Paseo de Extremadura

IMG-20151217-WA0017